= aunque sea para incordiar =

6 jun. 2008

Hasta la victoria siempre

¿Cuánta razón tendrá el Che? ¿La Revolución por el simple hecho de la revolución? ¿Hasta qué punto se es ser revolucionario, hasta qué límite? Si, de hecho, el germen de la revolución se encuentra ensimismado en la oposición y la minoría, cuando el sentimiento y el pensamiento subversivo se masifica y, por lo tanto, comienza a tender hacia la victoria, la revolución en sí se tranforma en un el puro consenso coherente. Entonces, si la revolución vence, deja de corromper (en algún punto) al orden anterior existente. Cae en las mismas bases de gobernabilidad y dirección de los individuos sociales. ¿Cómo puede ser que lo mismo que nos emancipe nos encadene? Los que varían son los postulados obedecidos, pero la disciplina y dominación no. ¿Qué nos queda? ¿Puede el ser humano darse la esperanza de aspirar a Libertad?

"Todo siempre ha sido igual"